Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Martes, 26 de diciembre de 2017
Protección Civil

Alerta por nevadas y vientos en las próximas horas

La Agencia de Protección Civil de la Junta de Castilla y León declara la fase de alerta ante el riesgo de nevadas y vientos en las provincias de León, Palencia y Burgos, desde la tarde de hoy, martes 26, y a lo largo de mañana, miércoles 27, según las predicciones propias de la Agencia y los datos aportados por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

La alerta ha sido declarada debido a la entrada de un frente por el noroeste de la comunidad, por el que se esperan precipitaciones en forma de nieve en la Cordillera Cantábrica, alcanzando acumulaciones de en torno a los 20 centímetros en las provincias de León y Palencia. La cota de nieve estará en torno a los 1.000 y 1.200 metros.

Igualmente, se verán afectadas por rachas de viento, de en torno a 100 kilómetros por hora, las zonas de la Cordillera Cantábrica de León, Palencia y Burgos. En cotas más bajas las rachas máximas alcanzarán entre los 70 y los 90 kilómetros por hora.

Además de las provincias en las que se ha declarado la alerta, se esperan rachas de viento fuertes en todas las provincias de la comunidad.

Estas informaciones se basan en las predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) y las propias que maneja la Agencia.

La Agencia de Protección Civil, en consecuencia, desaconseja la práctica de actividades al aire libre en las próximas horas, en especial en zonas de montaña y, en el caso de que se vaya a emprender viaje por carretera, se recomienda la consulta tanto de la previsión meteorológica como del estado de las carreteras. Si se viaja en vehículo propio, es importante hacerlo con el depósito de combustible lleno y llevar algún tipo de cadenas para las ruedas, además de ropa de abrigo, agua, comida y un teléfono móvil con la batería cargada, ante la posibilidad de que el vehículo quede momentáneamente retenido en la nieve.

En el caso de tener que informar sobre una emergencia, es importante especificar con claridad el lugar exacto donde se encuentra la víctima y las características del terreno, las dificultades de acceso que pueda haber, las condiciones meteorológicas en el lugar y el estado del accidentado.

Sahagún Digital. El magazín del sureste de León
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress